Archivos del mes: 29 diciembre 2013

Los violentos

Los violentos

!Felices Fiestas!

¡Feliz Navidad y

Feliz Año Nuevo!

A todos los compañeros y compañeras

¡¡¡¡¡Viva el Proyecto Nacional y Popular!!!!!

Cristina, la inflación y el hambre a plazo fijo.

Que mix, ¡¡¡¡por Dios!!!!

Cristina se reintegro a sus tareas, que por prescripción medica, deben estar atenuadas, pero no por su pos-operatorio, sino, al decir de los “verdaderos” periodistas, es por el “final de ciklo” kirchnerista. Así no sufre tanto, ¿vio?

Y como para que no queden dudas de que está en las últimas, metió algunos cambios “cosméticos” en el Gabinete. Pero como tales, no se ha conseguido mejorar nada ninguno de nuestros problemas, como, por ejemplo, es el de la “galopante inflación”.  A lo que se le agrega el hambre. Que en nuestro país es a plazo fijo.

Vence a fin de año. Y lo podemos ver a través de los saqueos. En Córdoba, por ejemplo, salieron a saquear como consecuencia de una “sorpresiva” medida de fuerza por parte de la policía provincial que dejo como zona liberada a toda la Provincia. Y hay testimonios que prueban que la medida de fuerza policial y sus consiguientes saqueos no tienen nada que ver con algo casual.

Según esos testimonios, comenzaron a aparecer grupos formados por unas 15 o 20 motos de baja cilindrada con sus dos ocupantes enmascarados. Se bajaban  armados con una barreta cada uno con las que hacían saltar los candados de las cortinas de los comercios de electrodomésticos preferentemente, y luego llamaban a saquear. Esto se hizo en toda la ciudad de Córdoba. Y pasó lo que pasó.

¿Hace falta aclarar que la culpa se le echó al Gobierno Nacional? El Per Saltum en su máxima expresión: del hecho en una provincia se pasa a la culpabilidad de Cristina sin etapas. El Gobernador De la Sota, un inocente que “paseaba” por Panamá  cuando se desato la furia del hambre con fecha de vencimiento y solo atino unas horas después a pedir la intervención de fuerzas federales por…twitter.

Y mientras estaba de compras en el free shop de Ezeiza. Y la completó diciendo que Berni no le atendió el teléfono cuando lo llamaron para pedirle la gendarmería. Cosa que luego fue desmentida por su ministra de seguridad. Se consigue el audio en internet. Y la cosa se repitió en varias provincias más. En fin. Solo tenemos de nuevo la forma de organizar los saqueos de los “hambrientos” que “naturalmente” afloran para la época de las fiestas.

Si esto no es una operación organizada en contra del Ejecutivo Nacional, yo soy el Papa Francisco. Y créanme, no soy el Papa. Lo interesante de todo esto, es que parece no más que el anterior saqueo, para la navidad del 2012, no logro convencer a nadie de que estamos “al borde del abismo”. Solo a los convencidos, nada más. A los odiadores profesionalizados digo.

Porque la cuestión de que estamos al “borde del abismo” o ya caídos en él, es el eje de la actual operación mediática en contra del kirchnerismo. Por caso pongo el “testimonio” de Mauricio Macri que hablo de una “inflación del 30% para este año”.

El paradigma de la seriedad este “político”. Lo digo porque si es tan importante como político, debería aclarar que en dos provincias opositoras como son Córdoba y Santa Fe, la inflación da apenas el 13% anual. Y por las dudas lo aclaro: no estoy diciendo que no hay inflación. Pero no es el eje verdadero, la discusión pasa por visibilizar a los que la provocan.

Pueden llamarlas como quieran en la oposición, pero son empresas formadoras de precios. Y hay que desenmascararlas. Y lo tiene que hacer el Gobierno, de frente a la sociedad. En ese aspecto, está un poco flojo el kirchnerismo en cuanto a su política comunicacional sobre esos oligopolios.

Es que están minando siniestra y permanentemente la recuperación económica, social y política del país. No es una actividad nada menor la que hacen estos señores.

La gran verdad revelada de los “verdaderos economistas y periodistas” es que la inflación es provocada por Cristina a través de la emisión. Lisa y llanamente no es así. La emisión no provoca inflación. De ser así, EE.UU. y Europa estarían desaparecidos debajo de una hecatombe inflacionaria, ya que emiten anualmente alrededor del 50% de su PBI.

EE.UU. tuvo una inflación desde el 2008 al 2012 de alrededor del 2,1/2% anual (dos y medio). Chile emitió el 15%  en 2012 y tuvo una inflación del 1,5%.

Fuente: http://indiepolitik.blogspot.com.ar/2013/12/9000-de-basico-para-todos-la-maquinita.html

Pero de eso no se habla. Como tampoco se habla de las poquísimas empresas que manejan los rubros de aluminio, siderurgia y cemento. Y de que las siderúrgicas, que son 3, han aumentado sus productos todos los años muy por encima de la inflación “cristinista” y también de los precios internacionales, tampoco.

No hace falta aclarar lo que pasa cuando las siderúrgicas te aumentan el precio de la hojalata. O las cementeras el cemento.

Es ahí donde está el punto débil de este Gobierno. Ellos son el enemigo a ser derrotados ahora. Porque si no nos van a llevar puestos. Lo pueden hacer fácilmente ya que tienen un arma de destrucción masiva como es el manejo de los precios de sus productos. Ergo: inflación.

¿Se enteraron que esas empresas para burlarse del control de precios que aceptaron llevar a cabo con el Gobierno Nacional se dedicaron a cambiar levemente las etiquetas de sus productos y así aplicarles aumentos de hasta casi el 100%?

Vean ustedes si no son realmente siniestros estos tipos. Deberían ser los siguientes a quien aplicarles su correspondiente “ley de medios”.

 

 

Las batallas ganadas por la oposición.

A pesar de la “derrota” sufrida por el FPV en las recientes legislativas creo que el Gobierno, y especialmente Cristina, cuenta con un apoyo muy por encima del núcleo duro, que estamos conviniendo que ronda el 33%.

 Con respecto al tema de la Ley de Medios soy un convencido al igual que muchos de su importancia. Pero no es la constitucionalidad de esta Ley la batalla final. La guerra final, mejor dicho. Como todos (y todas) sabemos, ahora se viene la adecuación que nos va a permitir contar con más voces, y esa adecuación es imparable, mes más mes menos.

 Sin duda crear un monopolio o un gigante como hizo Clarín, es una gran batalla ganada por la corporación de Magneto-Noble al estado de derecho. Porque una vos dueña de muchos medios no es lo mismo que muchas voces dueñas de un medio cada una. Para mí está muy claro que cuando más voces, mas democracia.

 Pero me ha parecido ver (ojalá este muy equivocado) que el dictamen de constitucionalidad y la adecuación es el todo para algunos militantes. Yo creo que no es así. El oligopolio dejo cría. Dejo huella. En nuestras mentes. Esta instalado en nuestros cerebros un pequeño programita, pequeño pero muy potente que cuando se activa nos dirige hacia un lugar que dice: “todo lo que Clarín y La Nación digan es verdad indiscutible”.

 Esa batalla la tienen ganada. Y desarticular a ese programita es la verdadera batalla que debemos seguir dando. Lo demás caerá por el peso de la ley y la gestión del Gobierno. Pero demostrar que los medios son un poder corrupto, corruptor y que mienten alevosamente en defensa de ese poder y no “en defensa del bien común” no va a ser tan fácil.

 Ese lavado de cerebro fue hecho a través de decenas de años y es muy poderoso. Por caso, ¿alguien ha leído acaso a esos medios y sus “periodistas” que acusan al Gobierno por el tema de la inflación sobre la necesidad de mostrar las estructuras de costos de las empresas oligopólicas, esto es, formadoras de precios? Es fácil comprobar que no.

 El programita la hace simple: “la inflación es culpa populista porque nosotros lo decimos”. Así que, ¿para qué mostrar las estructuras de costos de las empresas? Jamás ese “periodismo” le ha exigido a esos conglomerados empresarios hacer públicas las contabilidades de las empresas en auditorias públicas para que comprobemos si los sueldos son tan inflacionarios, por ejemplo.

 Es tan simple ser un poquito honesto y hacer público el valor de las materias primas de los productos que fabrican las 10 empresas que manejan el 80% del mercado de alimentos, limpieza y perfumería en el país. Pero no. No lo hacen y siguen insistiendo: “La inflación es culpa de Cristina”. Ni siquiera nos explican porque razón debemos creer sumisamente todo lo que “los mercados” digan.

 Recientemente el precio del tomate estuvo en $50,00 por kilo. Simple cuentita: una planta de tomate da 10 kilos. Sigamos con las cuentitas: a $30,00 nada más que uno venda el kilo con cada planta sacas $300. ¿Qué quintero no tiene 1000 plantitas de tomate? Pero no creo que la plata se la quede el quintero. Seguro que es Cristina.

 http://pirqueagro21.blogspot.com.ar/p/medicion-de-produccion-de-maiz-choclero.html

 Más claro aun: una hectárea produce mínimo 80 toneladas de tomates. Saquen cuentas.

 Parece que es muy difícil que podamos ver las contabilidades de los mayoristas de verduras , para así saber qué porcentaje se está llevando “la yegua”. Lo mismo pasa con los supermercadistas, no sabemos cuál es el costo que pagan por los productos que venden. Creo que el accionar claramente  avaro y opositor de los grandes empresarios esta ameritando una ley que habilite intervenir para saber cuánto es el costo verdadero de las cosas que fabrican y venden.

 Y aunque no se pueda, por inconstitucional, hacerles disminuir el porcentual de ganancias, que todos sepamos cuánto ganan y cuanto incide el salario en el costo final de lo que aumenta “por culpa de Cristina” y de su emisión monetaria “descontrolada”.

 Porque, nos dicen “los mercados”, la inflación surge al haber emisión monetaria “descontrolada”. No es así, pero bueno, si están tan seguros de que es así, muestren los números, chicos.

 Con la inseguridad pasa otro tanto. También trabajan con el programita, a lo que se agrega algo muy humano como es el pensamiento de que “a cualquiera le puede pasar”. Y no es todo, ya que a un hecho delictivo, por lo general de grave a muy grave, te lo repiten por interminables horas varios días. ¿Quién pude sentirse seguro ante tamaño bombardeo?

 Jamás nos explicaron cual es el sistema por el cual “miden” la inseguridad y quien lo homologó. Trabaja muy bien y sobre una materia prima muy sugestionable como es la parte irracional de la mente humana el periodismo “objetivo veraz e independiente”

 Y como está lo más irracional del ser humano implicado en estos temas, ni siquiera sirve el estudio que recientemente dio a conocer nuestra Corte Suprema sobre criminalidad en la CABA y el conurbano. A pesar de que las cifras de criminalidad están muy poco por sobre las del primer mundo, no hay nada que hacerle, la “inseguridad es infernal”. Ahí también tenemos una batalla perdida.

 Podría seguir con “la corrupción” pero no hace falta: pasa exactamente lo mismo.

 Hasta se dieron  el lujo de poner en sus titulares con respecto al informe de la CSJ “Zaffaroni dice” cuando, en realidad, son datos que surgen del estudio llevado a cabo por la Corte. O sea, lo dice la Corte.

 Indudablemente la Ley de Medios va a ser de gran ayuda, pero no va a alcanzar para desactivar al programita. El eje para desformatear la cabeza de tantos argentinos que de buena fe le creen a Clarinacion, es, por un lado, la gestión del Gobierno de aquí para adelante, y por el otro, la política comunicacional, que debe mejorar hasta llegar a ser genial o poco menos.

 El hecho de haber empezado Cristina a dar reportajes es un excelente comienzo, por ahí va la cosa. Hay que hablarle, mucho y bien, al que no es kirchnerista ni peronista. Y comunicar a través de los medios hegemónicos. Sería un gran golazo.

 De ninguna manera estoy diciendo que por ser hegemónicos hay que darles la parte del león de la torta publicitaria oficial, estoy en las antípodas de esa posición, creo que debe ser al revés. Pero seria buenísimo poner un aviso del Gobierno negando con pruebas actos de corrupción en la página siguiente en donde sale la clásica denuncia semanal de corrupción de la Carrió.