Archivos del mes: 21 junio 2013

Otra vez el Sarmiento.

Tragedia en el Sarmiento nuevamente. Flores, Once y ahora Castelar. Pareciera que esa línea estuviera maldita. Y como siempre, a los pocos minutos ya habían salido los indignados a darle al Gobierno.

 Algo de razón tienen, ya que esa línea esta ahora en manos del Estado. Pero también es cierto que basta que se muera una mosca para que salgan a darle a Cristina con un enojo que en algunos casos me parece sobreactuado. Y lo digo porque nadie espera al resultado de las pericias, todo es de manera automática: la culpa es de la “la yegua” Razonamiento, cero.

 Es claro que pudo haber sido por falta de mantenimiento, pero, y la falla humana, ¿para cuándo va a comenzar a estar presente en el análisis de los biempensantes? ¿No hay nada que le indique a los motorman que hay una formación detenida en la misma vía? No tengo nada para decir si el choque es en una curva, pero fue al final de un tramo recto de al menos 1000 metros, ¿cómo es que no vieron a la formación detenida? ¿Y los frenos? Fallaron dicen. ¿Y porque no anuló la alimentación eléctrica a los motores?

 Porque chocó a velocidad plena. O sea, queda claro que lo tuvo que ver de lejos y a pesar de eso, ni siquiera paró los motores.

 Ya por supuesto el sindicalista Sobrero salió a “testimoniar” que esa formación “tenía problemas con los frenos”. Puede ser, ¿por qué no? ¿Pero con los tres sistemas? Porque los trenes del Sarmiento tienen tres sistemas de frenos y se activan en este orden: electrodinámico, neumáticos y reversa.

 El freno electrodinámico consiste  en cuando el motorman desconecta de la red los motores de la formación, pero como estos siguen girando por inercia, pasan a funcionar como generadores, de este modo la energía mecánica acumulada se va disipando en unas resistencias en forma de energía eléctrica, creando a su vez las corrientes circulantes por los devanados un par contrario al de giro, que hace que disminuya la velocidad del motor hasta valores en que los frenos de fricción (los neumáticos) puedan actuar y detener la máquina.

 Ante la eventual falla de este sistema de frenos, queda el sistema de emergencia, que si o si funciona: la reversa. Esto consiste en cambiar el sentido de circulación de la corriente en los motores tractores de cada coches, (2 por cada uno) lo que bloquea las ruedas, permitiendo que una formación que circula a 30 km. por hora frene en poco más de 10 metros.

 En el caso del accidente en Castelar parece estar comprobado que choco a 62 kph, lo que me permite aventurar que es posible que se pudo detener  en no más de 30 o 40  metros. Sin embargo, ni en la tragedia de Once  ni en esta de Castelar, fue aplicada la reversa. Y que no se me acuse de estar hablando de complots, solamente refiero hechos.

 Y otro de los hechos es que el Gobierno ha aportado elementos que demostrarían que los frenos no fueron aplicados. Ninguno de los tres sistemas. Y que no respetó cuatro señales: una  (1) de precaución y tres (3) de peligro, señales que según lo establecido por la reglamentación que rige la operación del servicio, significa que hay que detener el tren sí o sí.

 Y que no se apliquen los frenos me llama poderosamente la atención, a qué negarlo.

 Hay también un tema que se repite cíclicamente en los medios, y es que los trenes “no tienen frenos”, o “les fallan los frenos” expresiones que considero de una liviandad cuando menos sospechosa. Es harto resabido que sin frenos no se puede ni andar en bicicleta, pero nos quieren convencer que si es posible hacerlo con una mole que pesa 400 toneladas. Y que solo tienen frenos neumáticos, además.

 Suponiendo que se pudiera poner en marcha una formación sin frenos y llevarla a 60 kph, ¿cuantos metros necesitaría para detenerse totalmente? ¿Se puede elegir el lugar de detención si no se cuenta con los mecanismos para hacerlo? No, serian detenciones en lugares al azar. No se puede manejar un tren sin frenos, y tampoco se puede entender porque razón no se aplica la reversa.

 Y tampoco nos explican los Sobrero y compañía en que leyes de la física se basan para afirmar que una formación “circula sin frenos” como tampoco nos explican porque necesariamente si una formación fue  a reparaciones porque “tuvo problemas” eso significa que chocó por que tuvo “esos problemas”‘ más bien eso pareciera indicar que “esos problemas” fueron solucionados. Además, la formación que chocó tiene frenos nuevos.

 Y no es un dato menor que la Justicia está investigando una posible falla humana.

 Es innegable que los concesionarios no utilizaron los subsidios para mantener y mejorar los servicios ferroviarios, basta con ver todo lo que compraron los Cirigliano a lo ancho y largo del país, incluso fundaron una empresa de transporte en Estados Unidos, y de la puta madre. Y todo con la plata de los subsidios, por supuesto.

 Y no es menos cierto que el PE aplico 326 multas por incumplimiento de contrato a TBA, pero todas están anuladas o cautelarizadas por la Justicia, lo cual ha impedido ser mas drásticos con los piratas.

 Se podría haber recuperado los ferrocarriles tal como se hizo con Aerolíneas, pero no me quiero imaginar cómo esto hubiera sido tomado por los desguazadores del Estado con Clarín y La Nación a la cabeza. No nos olvidemos lo que dijeron cuando la recuperación de YPF.

 Estarían acusando a Cristina de sovietizar a la Argentina. Aunque ahora está de moda acusarnos de nazis. Pero, bueno, no hay duda que alguna responsabilidad política le cabe al Gobierno.

 Siempre y cuando haya sido un accidente, por supuesto.

 Pero tampoco creo que haya dudas sobre que este proyecto siempre corrige sus errores. La compra de 300 vagones 0km a China sostengo es prueba de lo que digo.

 Y que hay un avieso “olvido” de la responsabilidad penal empresaria por parte de los medios también es harto evidente. Como asimismo es evidente que detrás de una más que legítima indignación por las, vamos a llamarlas así,  tragedias ferroviarias, se esconde la no tan legítima intención de voltear a un Gobierno, a como sea, no por las tragedias, sino por todo lo bueno que tiene este proyecto político.

 Y lo que más les jode del kirchnerismo es la inclusión, los llena de odio lo que ellos llaman “los planes”, que no es otra cosa que la inversión social que dignifica a la persona y aumenta el PBI, o sea, la riqueza. Aumenta lo que hay para repartir. Y como les jode, válgame Dios.

 De ahí la insistencia de parte de los medios opositores en insistir en que la única responsable es Cristina. Porque no quieren mejorar los ferrocarriles, lo que quieren, entre otras cositas, es desaparecer el Estado.

 Por ahí viene la cosa, por eso es que se olvidan de lo que se robaron los Cirigliano, porque si nos ponemos a hablar de las responsabilidades de los empresarios en estas tragedias, ¿cuánto tardaríamos en ponernos a hablar de otra de las “tragedias” de los argentinos?, la inflación y sus  invisibles y olvidados responsables: los empresarios formadores de precios.

 Fuentes: http://www.taringa.net/posts/info/3047207/Coches-electricos-Toshiba.html

 http://www.lanacion.com.ar/1591637-mapa-lugar-y-hora-del-accidente-de-trenes-en-castelar

El “nazismo kirchnerista”

Recientemente, para no variar su costumbre, La Nación, (en este caso de manera editorial, o sea, publicado como posición oficial de la empresa) nos ha hecho conocer un escrito acusador en contra del Gobierno titulado “1933”. En el mismo, establece que entre el nazismo y el kirchnerismo hay una correspondencia. Son la misma cosa, bah.

¿Lo dirán porque ellos saludaron alborozados el ascenso de Hitler al poder? De todos modos, nos aclaran que, en realidad, estamos en una etapa preparatoria de tal fenómeno.

Es necesario precisar que esta acusación está inscripta en una multitud inmensa de acusaciones al kirchnerismo,  muchas de las cuales versaron sobre que este es un Gobierno “chavista”, “fascista”, “marxista”, en fin, Cristina ha recorrido todos los ismos que pueda haber por ahí.

Hay una coincidencia total en los sectores progresistas en cuanto a que acusar de nazi a este Gobierno o cualquier otro es algo que, básicamente, lo que consigue es banalizar el Holocausto, algo muy grave por cierto. Pero tengo la impresión de que  amplios sectores en nuestro país se prenden como abrojo a cualquier acusación que se le aplique al kirchnerismo.

No obstante, por el hecho de ser muy mal pensado con respecto a la oposición, también considero que hay muchos que a sabiendas de que el kirchnerismo está a millones de años luz del nazismo, aceptan esa comparación como verdadera.  Y lo que realmente  es verdadera es la gran capacidad de operar que tienen los medios opositores y hegemónicos de la Argentina, por eso imagino que no estaría de más recordar un poco ciertas características que tuvo el nazismo. (Algo que la nota editorial de La Nación hace también)

Carrió dixit: “Hitler también ganó las elecciones” Traducción: “Cristina gana las elecciones, por ende, es igual a Hitler”. Sin embargo, esto no fue así, ya que el monstruo en las elecciones presidenciales de 1932 pierde por más de 16 puntos porcentuales detrás de Hindenburg.

Luego, en las elecciones parlamentarias de ese mismo año, si bien el partido nazi se transforma en la primera fuerza del Parlamento, no logra la mayoría para poder gobernar, reclamando Hitler la Cancillería para él.

Nuevamente se celebran elecciones, las terceras en 1932, en la que el nazismo continuó siendo la primera fuerza política, pero perdiendo  muchos votos, y con Hitler continuando con la exigencia de que la cancillería le correspondía a él.

Recién el 30 de Enero de 1933, después de sucesivos fracasos y componendas políticas, el rey del mal es nombrado Canciller. Un detalle más que significativo: durante su gobierno, muchos de los que lo ayudaron en su ascenso al poder, fueron ejecutados, confinados en campos de concentración, o huyendo como pudieron al exterior para salvar sus vidas.

Seguimos con los detalles: A causa del incendio del Reichstag, Hitler emitió un decreto, llamado del “Incendio del Reichstag”, “para proteger los documentos culturales alemanes” pero que en realidad eliminaba la Libertad de Expresión, la Propiedad Privada, la Libertad de Prensa, la Inviolabilidad del Domicilio, de la Correspondencia y las conversaciones telefónicas, así como la Libertad de Reunión y Asociación.

Con un broche de oro: el gobierno nacional podía intervenir cualquier gobierno regional. ¿Y qué pasó entonces? Se intensificó la persecución nazi: todos los dirigentes comunistas fueron enviados a campos de concentración. Campos de concentración, ¿se entiende? No a pasearse  por las radios opositoras, (que ya no había) a acusar a Hitler de dictador. A campos de concentración.

Otro pequeño detalle: el 5 de Marzo de 1933 se celebraron en Alemania LAS ÚLTIMAS ELECCIONES DEMOCRÁTICAS bajo el gobierno del monstruoso nazismo. Pero a pesar de la fenomenal campaña proselitista y el encarcelamiento de líderes opositores, el nazismo logra llegar apenas al 44% de los escaños.

Para dejar aun más claro el “espíritu democrático” de esta, digamos, gente, se ordena  el arresto de todos los diputados comunistas y varios socialdemócratas, con lo cual  mejoran su posición en el Parlamento para poder llevar a cabo su “revolución nacional”.

El 23 de Marzo de 1933, Hitler logra hacer aprobar por el Parlamento,  lo que se conoció como la Ley Habilitante, con la cual, por un período de 4 años, se arrogaba todos los poderes del Poder Legislativo. Todos los poderes. Incluso, el de dictar leyes por encima de la Constitución.

Siguiente paso: (de un cinismo e hipocresía nunca alcanzados por nadie) Ir por los sindicatos. Y de la siguiente manera: Restablece el 1º de Mayo como día festivo de la clase trabajadora, hablando el criminal ante una concentración de más de 100.000 trabajadores en donde les promete “honor, trabajo y respeto para el trabajador”.

Y al día siguiente, el 2 de Mayo todos los sindicatos fueron disueltos y sus dirigentes puestos bajo “custodia protectora”. En un campo de concentración, por supuesto. Hasta a los sindicatos católicos les toco el honor de ser “protegidos”. Y lo aclaro por las dudas, las huelgas fueron prohibidas.

Bueno, los partidos políticos no tuvieron mejor suerte, solo que en vez  de convertirse en “protegidos”  “optaron” por disolverse “voluntariamente”. Todos.

Ante esa “voluntaria” retirada en masa de dirigentes políticos, a Hitler no le quedó más remedio, a la muerte de Hindenburg, que autonombrarse Führer.  Y su régimen, se caracterizó por la diferenciación racial, la supremacía aria y la persecución étnico-religiosa y política.

Con la Noche de los Cuchillos Largos inició la concreción de su “sueño” más preciado: la eliminación de grupos raciales, políticos sociales y religiosos que fueron considerados “enemigos de Alemania” y “razas impuras”. Toda gente que fue “protegida” en campos de concentración. Y el rearme, por supuesto. Rearme que terminó en la muerte de 60 millones de personas.

¿Algo de esto ha hecho el kirchnerismo? Considero que aquel que diga que sí, está mirando otro país, sin duda.

Kirchnerismo: Podemos empezar por el hecho de cómo llegó Cristina al poder: ganando elecciones transparentes y con los derechos de todos los ciudadanos y partidos políticos respetados a rajatabla. Y continuar con la actitud tomada por el kirchnerismo con respecto a las protestas sociales, que no han sido reprimidas para nada, o con la apertura, durante el Gobierno de Néstor, de las paritarias, que significa, entre otras cosas, el reconocimiento a la libre existencia de los sindicatos.

Seguramente nos hablaran de la Ley de Medios como el intento del Gobierno de silenciar, hitlerianamente, a las voces opositoras, argumento que se cae irremediablemente con el artículo que establece que el espectro radioeléctrico (No los medios gráficos) debe dividirse en tercios: 33% para el lucro, 33% para el Estado y 33% para las ONG. Más democrático imposible.

Cuestión esta reforzada con la eliminación de las Calumnias e Injurias como delitos del Código Penal en caso de interés público, medida por la cual ningún periodista podrá ser sometido a juicio por acusar a un funcionario.

Podemos hablar del Matrimonio Igualitario, algo que establece una diferencia insalvable entre nazismo y kirchnerismo, ya que incluye como sujetos de todo Derecho a los tradicionales caballitos de batalla de todos los racistas y discriminadores: la comunidad gay.

A todo esto debemos sumar la harto repetida situación de proferir todo tipo de acusaciones e insultos hacia Cristina, sus funcionarios y los que los apoyamos, algo que de llevarse a cabo en la Alemania de Hitler  era sinónimo de muerte o campo de concentración. Por caso, podemos poner las “respetuosas” tapas de Cristina gozando y la muy reciente sobre “Cristina enojada” de la “revista” Noticias.

Pero el tema que les disparó la “existencia de la similitud” es sin duda el programa “Mirar para cuidar” en el que están llamados a participar todos, con especial énfasis en los jóvenes para controlar que se respete el congelamiento de precios. Según el “objetivo” análisis de La Nación y varios más, esto es nazismo y de la mano de “juventudes hitlerianas” autóctonas.

Las juventudes hitlerianas actuaron en un contexto absolutamente dictatorial con el objetivo de anular, a como fuera, todo conato de oposición. Asociar a un grupo de muchachos militantes que buscan que se cumpla el convenio de precios entre el gobierno  y los empresarios de alimentos con grupos de represión asesina es dejar en claro que se cuenta con una muy frondosa imaginación, cuando menos.

Imagínense a un oligopolio mediático diciendo que Hitler  estaba medicado o era un corrupto, o mostrarlo en tapa teniendo un orgasmo. Si por el simple hecho de ser judío, Testigo de Jehová o gitano te mataban, ¿qué les podría haber pasado a los Morales Solá, a los Lanata o los Leuco?

Que haya  jueces que otorguen cautelares al por mayor en contra de leyes promovidas por el Poder Ejecutivo y aprobadas por la Legislatura es la prueba contundente de que estamos en el más contundente de los Estados de Derecho, sin posibilidad alguna de hablar de “pre-nazismo o nazismo”.

Estamos gobernados por una Presidenta que hace de la inclusión y la igualdad de derechos el eje de su accionar. Igualdad, no la ley del más fuerte. Y no hay autoritarismo en la igualdad ¿En qué momento el nazismo preconizó la igualdad? ¿En qué momento La Nación consideró al obrero o al pobre en general como sujeto de derecho?

Como es muy fácil advertir, la similitud del kirchnerismo con el nazismo es absolutamente inexistente, por ser organizaciones de matriz decididamente opuestas. Se puede no estar de acuerdo con el kirchnerismo, pero el nacional-socialismo es la coronación universal del mal, algo que excede por muchísimo a cualquier desacuerdo o errores que el Gobierno pueda tener.

Los ajustes que tanto defienden en Argentina Clarín, La Nación, Macri y tantos otros, ¿son promotores de igualdad? ¿Las políticas neoliberales defendidas por la derecha no promueven la supremacía del más fuerte? Qué casualidad, el nazismo también.

Repito, las diferencias son insalvables, como son insalvables las almas de estos acusadores. Cualquiera puede opinar y decir las barbaridades que se le ocurran sobre este Gobierno sin que le pase absolutamente nada. Pero están buscando algo con esas acusaciones.

Y no tiene nada de bueno lo que buscan con esa “similitud”.

Fuente: https://es.wikipedia.org/wiki/Adolf_Hitler

Link recomendado: http://www.diarioregistrado.com/politica/74943-la-verdad-sobre-la-victoria-electoral-de-hitler.html

Nota completa:  http://www.lanacion.com.ar/1585784-1933

 

El ajuste económico permanente como paraíso terrenal

Si hay un tema amado y recurrente entre los economistas neoliberales o de derechas, ese es el ajuste. En Argentina lo hemos “disfrutado” en plenitud desde el año 1976 hasta el 2003. Pongo el año 2003 como el año del cambio de una economía de ajuste permanente a una de crecimiento con inclusión, no como el año en que se terminaron las consecuencias del ajuste inaugurado por los genocidas Videla y Martínez de Hoz, ya que las consecuencias todavía se pueden ver en todo lo que nos falta para llegar a la pobreza cero y a ser un país industrializado.

 Pero eso todos lo sabemos. Aunque hay un detalle, en este tema del ajuste que me parece que se nos ha pasado por alto. Y es un indudable triunfo de la derecha. Y ese detalle es el ajuste como una virtud. El ajuste como un deseable paraíso terrenal. Así lo vendieron desde la derecha, y así fue comprado por millones de personas.

 ¿Acaso no fue votado el español Rajoy  bajo la “necesidad” de  aplicar un ajuste? Creo que se puede decir que muchos de los que votaron al PP estaban convencidos de que la salvación de la economía se iba a dar a través el ajuste, y que hoy son también sus víctimas. ¿Como es posible que tanta gente esté convencida que quedándose sin trabajo, salud, educación, en suma, sin proyecto de vida van a sacar adelante a un país?

 Porque  el país debe estar al servicio de las empresas, y no de la gente, según el credo neoliberal, algo que es muy fácil advertir en las medidas adoptadas por el Gobierno de derechas español: salvar bancos.

 ¿Y la gente, el individuo, la persona? Mal, muy mal. ¿Cómo pueden estar aquellos que se quedan sin nada? Rajoy es un gobernante legítimo. Y lo es porque ha ganado las elecciones convenciendo a la gente, a las grande mayorías de que el ajuste es bueno, que si hay problemas en una economía, (¿cual no los tiene?) hay que achicar todos los “gastos”, mejor dicho, lo que la derecha llama gastos, pero que en realidad es inversión social. Inversión que mantiene viva a la economía de un país. O sea, a todos.

 Veamos, si el estado le paga el sueldo  a, digamos, un barrendero, ¿qué hace esa persona con ese dinero? ¿Lo evade? ¿Lo fuga al exterior? No, compra lo que necesita para vivir, esto es una verdad de Perogrullo, pero es olímpicamente ignorada por los economistas neoliberales.  ¿Y qué es lo que pasa en el comercio en donde este señor compra?

 Es fácil advertirlo, aumentan sus ventas y así continua la cadena hasta llegar a la recaudación impositiva del estado, que por lógica, también aumenta. O sea, estamos hablando de aumentar el PBI, generar más riquezas, todo lo contrario a lo que logra un ajuste, que al dejar a millones sin trabajo, también dejan sin millones de ventas a centenares de miles de negocios.

 Sintetizando, estamos hablando de un círculo vicioso. Jamás admitirá la derecha, ya que lo han invisibilizado totalmente, que es la generación de más riqueza lo que soluciona todos los problemas que una economía pueda tener. Es lo mismo que en una economía hogareña, si no te alcanza lo que ganas, automáticamente pensas en disminuir los gastos, lo que genera que te alcance el dinero, pero tus problemas siguen, ya que tuviste que dejar de comprar cosas que hacen a tu vida y que generan el movimiento económico que mantiene la vida de todos en un país.

 No solucionaste nada en realidad, sino todo lo contrario. Pero si haces a la inversa, trabajas horas extras, o cambias por un trabajo mejor pago, ahí sí solucionaste tu problema. Y no rompiste la cadena. Con un país pasa lo mismo: ¿hay desequilibrio en las cuentas? Recauda  más a través de aumentar el consumo, que este aumenta el PBI,  o sea, la riqueza que hay para distribuir. Sencillo y justo. El mejor sentido para la vida.

 Pero en ese tema del ajuste, el triunfo es  incuestionablemente de la derecha. Con solo escuchar a sus defensores, podemos ver que lo tienen internalizado como una cosa maravillosa. Y para ellos lo es. ¿Pero como puede ser si la gente se queda sin nada? El detalle que falta aclarar, y que los defensores del ajuste económico permanente mantienen guardado bajo siete llaves, es que el ajuste no es “una disminución de gastos por parte del Estado” si no que en realidad es una gigantesca transferencia de recursos de las clases medias y bajas hacia los grupos concentrados de poder.

 El siniestro meollo del ajuste, al que han logrado tapar con algo muy simple, que está en el razonamiento automático, por así decirlo, de cualquier persona: si no me alcanza, disminuyo los gastos, Lo que pasa es que a nivel Estado, no se disminuyen los gastos, si no que se transfiere ese “ahorro” a los que provocan las crisis.

 ¿Ejemplo? España, con su salvataje de empresas. ¿Acaso las empresas no viven de lo que le venden a la gente? Si salvás a la gente, salvás a las empresas. Círculo virtuoso

 Europa toda, en verdad, está sometida al salvataje de empresas. Alguna vez, ¿estos defensores del ajuste permanente se pusieron a defender, tal como hacen con el ajuste, el aumentar el PBI? No. Y mucho menos, hablar de crecimiento con inclusión.

 Debemos enfrentarlos, ya que el poder mediático del que disponen es casi inconmensurable, si lo usan a fondo, pueden convencer a millones que la solución a cualquier problema económico, como por ejemplo la inflación en nuestro país,  es quedarse sin trabajo, sin salud, sin educación.

 ¿Y porque solo se les ocurre que todo pasa por el ajuste? ¿Porque son amantes de los bienes espirituales? Lo digo porque siempre nos acusan a los peronistas de que vamos a las manifestaciones por un  choripán y un tetra, o  los que escribimos en los blogs somos pagos, que defendemos a Cristina porque somos corruptos, o sea, unos materialistas y ambiciosos de mierda. Y si nosotros somos unas mierdas avaras, es lógico suponer que en este mundo son ellos, los defensores del ajuste económico permanente los que se dedican a los bienes espirituales.

 En realidad, se dedican a esos bienes espirituales que se evaden, se fugan y se depositan en paraísos fiscales. ¿O de que están hablando cuando piden ajuste si no es de dinero? No hablan de otra cosa estos enamorados de que las cuentas fiscales den cero. Cero inversión social, cero crecimiento con inclusión y cero control del estado, por supuesto. Pura, simple y descomunal avaricia, acompañada por un también descomunal odio de clase.

 Matar a balazos o a bombazos no está bien visto hoy día, ¿vieron? Es más fashion hacerlo con el ajuste.

 Hay miles de ejemplos demostrativos de lo que afirmo, pero hay uno muy reciente, que hace  palpable todo lo siniestro que anida en algunas personas. Resulta que una multimillonaria australiana, Gina Rinehart  ha solicitado, en un video subido a su cuenta en You Tube, que se proceda a la esterilización de los pobres, como la mejor manera de solucionar el problema mundial de la pobreza: evitar que se reproduzcan.

 Nada que ver la pobreza con las políticas de ajuste y magros sueldos: para ella, y muchos como ella, solo es una cuestión de “capacidades”. Y por supuesto que es una casualidad que haya tanta gente pobre y a la vez gente con fortunas gigantescas como ella. Es una cuestión de “inteligencia” dice.

 A finales del año pasado, Rinehart grabó otro vídeo argumentando que los australianos deberían aceptar salarios más bajos porque la gente en África está dispuesta a trabajar por 2 dólares (1,50 euros) al día. Y después dicen que el pobre lo es porque “no tiene inteligencia”

 Link: http://www.diariouno.com.ar/mundo/Una-multimillonaria-australiana-exigio-que-esterilicen-a-los-que-ganen-menos-de-US-8-mil-al-mes-20130529-0135.html

 Nada de mejorar los sueldos, o invertir para generar más empleos. Según un dato que leí por ahí, hay en el mundo una cantidad tal de dinero que se podría dar a cada uno de los habitantes del planeta la cantidad de 2.700.000 dólares. (No hay acuerdo sobre esto) Digo, si los que piden tan desaforadamente el ajuste, se pusieran a invertir el equivalente al 10% de los 2.700.000 dólares que existen por cada uno, ¿que podría pasar?

 Sospecho que desaparecerían el desempleo y la pobreza de la faz de la tierra. ¿Y porque no lo hacen? ¿O por qué no proponen alguna solución alternativa a esta? Por avaricia y odio de clase.

 Por qué dinero hay, y mucho en el mundo, más allá de que no sepamos cuanto hay exactamente.

 Seguramente, al menos en Argentina,  ante un reclamo como el mío, van a responder a viva vos que hay que solucionar el problema de la inflación. Simple excusa para tapar las verdaderas razones. Si realmente les preocupara la inflación, lo primero que tendrían que hacer, es mostrar las estructuras de costos de sus productos y servicios para así demostrar que la inflación es culpa del Gobierno y no de su posicionamiento como opositores a las políticas implementadas por Cristina, oposición que llevan a cabo aumentado los precios, que es un arma que puede destruir cualquier gobierno, por bueno que sea.

 De hecho, en eso están.